Ya estamos en Enero de 2020. Dicen que va a ser un gran año.

Yo por mi parte, sigo sumergida en un proceso personal y la verdad es que está siendo apasionante.

Encontrar mi ritmo, respetarlo y tranquilamente ir hacia dentro y conectar con mi intuición, aquella que sabe qué es lo mejor para mí y para aquellos que acuden a mí.

Llevo más de tres años anotando todas mis meditaciones. Y pensé que era un buen momento para volver a ellas. Pensé que leyendo de nuevo todas las guías que he ido recibiendo a lo largo de este tiempo, podría encontrar respuestas olvidadas o pasadas por alto y la experiencia está siendo preciosa, así como esclarecedora.

Meditaciones que en aquel momento tenían un sentido limitado, de repente toman vida propia y afectan y dan sentido directamente al presente. Ni siquiera tengo palabras para expresar las sensaciones que atraviesan mi cuerpo.

Pero hoy quiero contaros una que me ha llamado la atención particularmente.

Las Tres Brujas

Era diciembre de 2017 y parece ser que una vez más, estaba teniendo profundos sentimientos de no merecimiento. Éste es uno de mis patrones, de mis creencias limitantes, y de vez en cuando me sigue visitando.

En esa ocasión buscaba transformarlo en sentimientos de realización y abundancia. Esto fue lo que ocurrió.

Me sumergí en el mar, donde encontré un caparazón de tortuga. Lo traía hacia la orilla cuando vi tres brujas esperándome, así que les ofrecí el caparazón con un ritual.

La primera se acercó a mí y me dijo: Soy la bruja de la belleza y para poder obtenerla, tienes que permanecer bella por dentro.

La segunda se acercó a continuación y dijo: Soy la bruja de la abundancia y para poder obtenerla, tienes que ser generosa.

Y para terminar se acercó la tercera: Soy la bruja de la armonía y para obtenerla, tienes que aprender a decir no y empezar a cuidar de ti misma.

Pueden parecer mensajes obvios, pero ¿cuántas veces nos olvidamos de estas certezas? Vivimos absorbidos en el día a día y ni siquiera nos damos cuenta de estas obviedades.

Esto me ha hecho pensar en la importancia de tener recordatorios a la vista. Pueden ser dibujos, fotografías, poemas o textos que nos recuerden estas y otras obviedades que nos hacen seguir enraizados. Que nos hacen seguir siendo humanos.

Si tú también quieres ir hacia dentro y dejar atrás creencias limitantes, sanar relaciones o estás atravesar una transición dura, puedo ayudarte. Estudios demuestran que la solución a estos retos o desafíos es generalmente emocional y yo puedo ayudarte a conectar con tu verdadero ser interior, puedo ayudarte a sentirte dign@ y segur@ de una vez por todas, puedo ayudarte a descubrir la abundancia que este mundo te ofrece, puedo ayudarte a enamorarte de tu propia vida. Contacta conmigo y te ayudaré a definir el proceso adecuado para ti.

Las Tres Brujas
Etiquetado en:                                                                                            

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada. Los campos requeridos están marcados *